En Altea siempre buscamos proporcionar los servicios más personalizados, asegurando a nuestros clientes la eficacia de nuestros servicios, esta vez nos hemos centrado en proteger y cuidar tu piel. La piel es nuestro elemento diferencial, el tono, las marcas, las arrugas… cada uno tenemos una piel única que debemos cuidar y conservar.  En la actualidad, somos más conscientes del cuidado de su piel y del uso de tratamientos que permitan al órgano más importante de nuestro cuerpo mantenerse sano. Como hemos dicho, cada piel es única, e igual que escogemos qué tipo de champú es más adecuado para nuestro cabello o qué tipo de zapato debemos utilizar que nos sea cómodo, no podemos plantarnos delante de un lineal y escoger cualquier tratamiento, pudiendo ocasionar un desgaste en nuestra epidermis.

La dermocosmética es un elemento fundamental que nos ayuda a conocer  la piel en profundidad y sus características principales, para así escoger los tratamientos que mejor se adapten a nuestras necesidades, desde las pieles más grasas hasta las menos hidratadas. Para comenzar se debe realizar un análisis exhaustivo de su estado y esto se realiza a través de los dermoanalizadores como Multidermascope MDS 1000, la incorporación más reciente a los nuevos servicios de Altea. Se trata del último y más novedoso sistema de análisis cutáneo que se encuentra ahora mismo en el mercado. A través de una serie de cámaras permite en segundos una reproducción a todo color de la dermis, captando no solo las características externas (arrugas, imperfecciones, poros…), si no también realizando un diagnóstico interno (manchas solares…). Su sistema mide cuatro pilares fundamentales:

  •  HIDRATACIÓN
  •  GRASA – SEBO
  • ELASTICIDAD
  • PIGMENTACIÓN

Estos cuatro elementos reflejan el estado de nuestra piel y los tratamientos que se adecuan mejor para proporcionarle un cuidado óptimo. Partiendo de este tipo de análisis, podemos escoger qué es lo que más se adapta a nuestras necesidades. Multidermascope no solo permite un diagnóstico inicial, si no que también nos permitirá almacenar los datos para realizar un control de la evolución de nuestro rostro,  viendo así si el tratamiento seleccionado es eficaz. Por ello siempre es un buen momento para empezar a cambiar tu rutina de cuidados y darle a tu piel los mimos y la atención que necesita.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies